10 años de A Guitarra Limpia

He aquí la nota:

Silvio Rodríguez celebra los 10 de "A Guitarra Limpia"

Por Estrella Díaz

La palabra suspender no existe en mi diccionario personal”, dijo el trovador Silvio Rodríguez en horas de la mañana del 22 de noviembre ante la inminente amenaza de lluvia que podría, ciertamente, empañar el concierto A guitarra limpia –anunciado para las cinco de la tarde– con el que se ponía punto final a las festividades por el aniversario 10 del espacio A guitarra limpia.

Pero no llovió y el concierto se efectuó en el patio del Centro Cultural Pablo de la Torriente Brau sin contratiempos y desbordado de público –dicho sea y no de paso, muy respetuoso–, con la presencia de un gran número de amigos y colaboradores cercanos como el Ministro cubano de Cultura, Abel Prieto, y los viceministros Fernando Rojas, Abel Acosta e Ismael González.

El concierto estuvo diseñado, aparentemente, de manera sencilla: se “casó” cada canción con un poema; así los 16 temas interpretados por Silvio estuvieron antecedidos por poemas de igual cantidad de creadores (Orlando Alomá, Sigifredo Álvarez Conesa, Iván Gerardo Campanioni, Víctor Casaus, Félix Contreras, Froilán Escobar, Félix Guerra, Jorge Fuentes, Luis Rogelio Wichy Nogueras, Antonio Conte, José Yanes, Helio Orovio, Guillermo Rodríguez Rivera, Miguel Barnet, Nancy Morejón y Domingo Alfonso).


Otro de los aspectos a destacar fue la impecabilidad del sonido. Constituyó una gozo disfrutar a Silvio acompañado de sus guitarras (fueron dos). El primer tema fue “Segunda cita”, seguido de “En mi calle”, “¿Adónde van?”, “Locuras”, “El día en que voy a partir”, “Pedacito de papel al viento”, “No pienses, no digas”, “Cuántas veces al día”, “Sinuhé”, “El gigante”, “Oda a mi generación”, “La canción de la trova”, “Te doy una canción”, “Tonada del albedrío”, “La gota de rocío” y “Playa Girón”.

Al final el público quiso más e incluso sugirió algunos temas. “Esta es la que quiero cantar”, dijo entonces Silvio: ¿Qué silencio aprendido nos preserva la vida? / ¿Qué silencio oportuno nos convierte en prudentes? / ¿Qué silencio asesino nos llena la barriga? / ¿Cuántas veces al día merecemos la muerte?

Antes de comenzar el recital A guitarra limpia, el poeta y cineasta, Víctor Casaus, director del Centro Pablo, afirmó que “este concierto es como para recordar que hace diez años las trovadoras y los trovadoras hicieron de este pequeño rincón de la Calle Muralla su espacio, su sitio: el sitio de todas y de todos”.


Leer artículo completo en: Foro Silviofilos


Y unas fotitos:











1 comentario:

Troba dijo...

Como se vive después de los 60? se preguntó el gran Noel Nicola ...
La respuesta la tiene Silvio, maestro!

Publicar un comentario

Seguidores